Simón Moreno, minutos antes de lesionarse en Zorrilla. / prensa2

Simón dice adiós a la temporada tras romperse el cruzado

El delantero sufre la rotura completa del ligamento de la rodilla izquierda; el club le ofrece renovar hasta 2023

ÁNGEL GARRAZA

El Mirandés confirmó los peores presagios. «Practicadas las pertinentes pruebas médicas a nuestro jugador Simón Moreno, tras ser retirado en camilla el pasado sábado en el encuentro correspondiente a la 15ª jornada de LaLiga SmartBank frente al Real Valladolid CF, se ha confirmado que el delantero sufre una rotura completa del ligamento cruzado anterior de su rodilla izquierda, que queda pendiente de intervención quirúrgica».

Es el comunicado que publicó la entidad en sus redes sociales para dar carácter oficial a lo que ya se temía desde el sábado y que avanzó EL CORREO el lunes: que el delantero rojillo sufre la tan temida rotura del ligamento cruzado, una dolencia que obliga a la persona afectada a permanecer entre seis y ocho meses de baja en función de la evolución que siga en ese periodo de tiempo una vez que pase por el quirófano, una operación que se concretará en próximas fechas.

Es la segunda vez que padece una lesión similar. Ahora, en la otra rodilla. Los mensajes de ánimo se han sucedido estos últimos días. Entre ellos, el del propio Mirandés, que ayer transmitió su fuerza a este miembro de la plantilla. «Desde la entidad rojilla queremos transmitir todo el ánimo y fuerza a nuestro futbolista, estando seguros de que con su trabajo, la constancia y alegría que ha demostrado desde el primer día que llegó al club, la recuperación será todo un éxito. ¡Volverás mucho más fuerte al verde, 'Simo'!», apuntaron.

Tampoco faltó el de su hermano Joselu, que un día antes ya le mandaba sus mejores deseos: «De un día para otro te cambia la vida. Ya saliste una vez de esto, así que ya sabes cómo afrontarlo y superarlo de nuevo. Si volviste más fuerte, no me cabe ninguna duda de que lo vas a volver a conseguir. Te queda mucho por demostrar hermano. A por todas», es el mensaje que le lanzó su hermano, con quien hace poco más de una semana coincidió en Anduva con motivo del choque entre el Mirandés y el Lugo.

«Gracias por el apoyo. Ya queda menos para volver», contestó Simón. Aún no se había hecho público el dictamen de la resonancia a la que fue objeto el martes confirmando la gravedad de la lesión que padece el futbolista de Cartaya, si bien los mensajes en redes sociales constituían otro motivo más para intuir que se trataba de la rotura señalada.

Simón finaliza el curso. Ante este serio contratiempo, primero para él y, a continuación, para el equipo, el club le ofrece la renovación hasta 2023, una decisión que ha tomado tras conocer la gravedad de la lesión.