El equipo se ejercitó ayer en la ciudad deportiva del Villarreal. / CDM

Una plantilla de 23 efectivos, 19 de ellos nuevos y 13 cedidos

Solo cuatro siguen de la pasada temporada, entre ellos los dos lesionados, y seis han llegado libres al club

A. GARRAZA

Un Mirandés prácticamente nuevo, una campaña más, es el equipo confeccionado para la novena temporada en Segunda, la cuarta consecutiva en el fútbol profesional. Está formado por un total de 23 jugadores, si bien únicamente siguen cuatro del curso anterior: el portero Ramón Juan (solo fue titular los tres últimos partidos de la Liga anterior), Oriol Rey y los dos lesionados de larga duración: Simón Moreno y Gelabert. El palentino empieza a ejercitarse con el grupo 8 meses después de su rotura de cruzado, según se indicó ayer por parte del club desde Villarreal. No obstante, con ninguno de los dos se puede contar todavía para la competición, sin que se haya fijado por ahora una fecha concreta para aventurar su disponibilidad en el plantel.

Los 19 futbolistas restantes que componen el plantel son nuevos. Acaban de llegar. Lo han hecho libres, sin pertenecer a otras entidades, solo seis: el portero Alfonso Herrero, cuyo anterior destino fue el Burgos; los defensas Álex Martín, Michelis, Barbu, el pivote vitoriano Manu García y a última hora se sumó el veterano Raúl Navas.

Se da la circunstancia de que todos los que han fichado con el Mirandés, que no han recalado como cedidos vaya, son futbolistas defensivos: un portero, cuatro zagueros y un mediocampista con ese talante.

Solo dos contratos largos

Únicamente se han formalizado este verano dos contratos de larga duración, de más de una campaña de permanencia en el club. Y en ambos casos, el compromiso es por tres temporadas: con Barbu y el griego Michelis.

El resto, los 13 futbolistas que componen el grupo, el 56,5% de la plantilla, pertenecen a otros clubes. Sigue siendo el 'modus operandi' de la entidad para hacer el equipo.

La media de edad alcanza finalmente los 23,2 años. Ha subido ligeramente respecto al día anterior tras la presencia de Navas (34 años). Solo la del Villarreal B es más joven.

Sea como fuere, es, con diferencia, el conjunto de la categoría de plata que más novedades presenta una temporada más. El que tiene más caras nuevas, con lo que eso supone de retraso para armar un bloque, conjuntarlo y que pueda funcionar como lo desea el cuerpo técnico.

De ahí que la sensación que vuelve a tener la afición es que el Mirandés arranca en desventaja con respecto a sus rivales. En Segunda División, con todo lo que cuesta sumar puntos, es una iniciativa arriesgada. De momento, ha salido bien la apuesta. La afición rojilla espera y desea que se repita esta campaña.

Javi Serrano, por cierto, ya aparece inscrito en LaLiga. Se le ha asignado el dorsal '5'.