«Las Palmas es el líder y corre menos que nosotros; eso no es relevante»

A. G.

El cuerpo técnico analiza el juego, los entrenamientos y los partidos, así como todos los datos que acompañan al devenir del equipo. Uno de ellos lo recogió EL CORREO el día anterior: el Mirandés es uno de los conjuntos de Segunda División que menos corre y que menos kilómetros tiene recorridos en el campo. De hecho, es el decimoséptimo en kilometraje pese a ser la segunda plantilla más joven de la categoría de plata. ¿Se debe a que muchos jugadores, que han recalado de canteras importantes, no están tan acostumbrados a perder y sí a ganar más fácil en las categorías inferiores de donde han venido y necesitan interiorizar que es necesario un mayor esfuerzo dada la exigencia de la Liga?

«Esto es muy relativo», considera Etxeberria. «Depende mucho del estilo de juego, de cómo juega el rival, de si en esos partidos ha habido expulsados o no...», continuó. «Hay otros datos, por ejemplo, que dicen que la temporada pasada el equipo que más corrió, descendió. Y ahora, llevamos más metros recorridos que el líder. Son datos que están ahí, sí, pero depende de tantos factores que, en este caso, no les damos tanta relevancia e importancia. No creo que, en estos momentos, pueda ser algo relevante», estima el míster rojillo.

El cuadro canario es el que comanda la clasificación. Su apuesta pasa por practicar un fútbol muy definido: se basa en tener en su poder la pelota durante gran parte de cada encuentro como consecuencia de la calidad técnica que tienen sus futbolistas. Lo cierto es que no necesitan correr mucho más, como queda claro cuando se observan las evoluciones de jugadores como, entre otros, Jonathan Viera.

Es un futbolista que atesora una tremenda calidad y mucha experiencia (todo lo que está por ver aún en los miembros de la plantilla mirandesista), lo que le basta para manejar los encuentros a su antojo. Este equipo es el líder. Mientras que el Mirandés ocupa el puesto de colista y por ahora no ha destacado en otras facetas, sino todo lo contrario, como para correr menos que sus rivales. Esa es la diferencia.