Joseba Etxeberria certificó la permanencia con anterioridad a la última jornada y con él en el equipo, el Mirandés pudo terminar con balance positivo de tantos. / avelino gómez

El Mirandés de Etxeberria es el equipo más equilibrado desde el último ascenso a Segunda

Consiguió en 15 partidos 24 goles a favor y encajó 19, un saldo positivo por primera vez desde el regreso a LaLiga

Ángel Garraza
ÁNGEL GARRAZA

Joseba Etxeberria asumió las riendas del Mirandés en la semana previa a la jornada número 28, la que emparejaba al conjunto rojillo con el Almería en el Estadio Juegos del Mediterráneo. Ese compromiso terminó con derrota pero desde ahí y hasta que concluyó el campeonato, en 15 encuentros, el entrenador elgoibarrés es el único que ha terminado con un saldo positivo de goles desde que el equipo de Miranda regresó a Segunda División. Ha sido el bloque más equilibrado de las últimas temporadas en el sentido de que acumuló más tantos a favor que en contra.

Y eso que solo pudo dejar su portería a cero en un envite: contra el Ibiza (4-0). No obstante, el Mirandés de la segunda vuelta, después de los varapalos sufridos ante Sporting en Anduva (0-3) y Huesca en El Alcoraz (4-0), firmó un total de 19 goles en contra por 24 a favor. En las 15 últimas citas.

Cabe destacar las nueve dianas que logró en sus dos últimos duelos como local, ante Ibiza y Fuenlabrada, así como los 3-1 que endosó a Burgos y Ponferradina o el 1-3 del que salió victorioso en el Reale Arena contra el Sanse como resultados más holgados aparte del valor en sí que tenían los puntos obtenidos en estos choques. Son los números que presenta el inquilino del banquillo que en el mes de febrero relevó en el cargo a Lolo Escobar.

Su predecesor, en cambio, arrojó unas cifras negativas, lo que conllevó que no terminara la temporada en el puesto. Con él al frente de las operaciones, los rojillos sumaron 34 goles mientras que los recibidos ascendieron a 43. Son 9 más, un saldo negativo que se traduce en el peor registro desde que el cuadro jabato regresó al fútbol profesional.

En su 'debe' hay que contabilizar las goleadas encajadas, ya señaladas, además del 3-0 frente al Cartagena, el 3-1 contra el Valladolid y el 1-3 en terreno mirandés ante el colista Alcorcón. A su favor, constan los triunfos por 4-2 ante Las Palmas y por 3-0 ante el Málaga, como resultados más satisfactorios.

El Mirandés de Etxeberria fue más equilibrado que en la primera parte del curso. Los datos así lo avalan. Pero también que los equipos que dirigieron sus compañeros en el mismo banquillo. El objetivo en ambas temporadas se cumplió, se logró la continuidad en la segunda categoría profesional y, asimismo, se pudo conseguir de forma holgada, incluso con periodos de buen fútbol y con futbolistas notables en las plantillas. Sin embargo, el balance de goles en ambos cursos presentó números negativos.

Andoni Iraola fue el técnico que arrancó la nueva andadura en Segunda tras el segundo y último ascenso de la división de bronce. Con el de Usurbil al mando, sus jugadores materializaron 55 goles y, por otra parte, tuvieron que retirar en 59 ocasiones el balón del fondo de su portería. A pesar de que concluyó en una cómoda posición, exactamente en mitad de la clasificación, hay que señalar más goles de los rivales que propios.

También se reflejó en el Mirandés 20/21. El asturiano José Alberto López fue el encargado de pilotar la nave rojilla de un equipo que es, en el cómputo global, el que menos ha recibido desde su vuelta a LaLiga. Pero aun así se contabilizaron 41 en contra y 'solo' 38 a favor. Recibía poco, el trabajo defensivo fue notable, pero el hándicap de aquel equipo fue el escaso acierto de cara a gol, tal y como se comprobó a lo largo del curso.

Consiguió, de hecho, 20 tantos menos que en la campaña recién concluida. En la que Etxeberria, en sus 15 partidos, presenta el mejor bagaje defensa-ataque del Mirandés desde 2019.

Los datos

  • -9

    firmó el Mirandés de Escobar al marcar 34 y encajar 43.

  • -3

    hizo con José Alberto López al anotar 38 y recibir 41.

  • -4

    acabó con Iraola (55 a favor y 59 en contra).