Borrar
Jesús Fernández Urbina es presidente de la Cofradía Mirandesa de Bilbao. Avelino Gómez
El Mirandés, algo más que un club

El Mirandés, algo más que un club

Jesús Fernández Urbina

Bilbao

Miércoles, 21 de febrero 2024, 20:00

Necesitas ser suscriptor para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Uno, algo lejos de su ciudad, pero a la vez siempre cerca, todavía añora esos años de la bulliciosa calle Vitoria, donde se encontraba la sede del Club Deportivo Mirandés, cerca del carrillo de la Presen, de la barbería de el Vivo, del Pangu, de la parada de taxis, frente a la botica de Losa y a la consulta del dentista Valderrama... Y recuerda esa comunión entre la ciudad de los finales años 50, y de los 60, y su querido equipo de fútbol . Y su Ayuntamiento, que también apoyaba al club de su localidad por excelencia.

Los tiempos han cambiado y si antes el apoyo era, aparte del campo de Anduva, los municipales ( y muchas otras cosas) abriendo camino a festejos varios del club tras aquellas hazañas futbolísticas fuera de Miranda que ponían el nombre de nuestro pueblo bien en alto y nos hacían orgullosos ciudadanos, ahora habría que estar a otra altura por parte de la corporación e implicarse en su desarrollo.

Hoy, esa maravillosa Tribuna de Anduva, que todavía nos trae a la memoria fotos con el padre, agarrando de la mano al crío que uno era, con traje y corbata de domingo y cigarro o puro, sostenido entre los dedos, necesita una reparación urgente y total. Son muchos años, precisamente un 22 de enero de hace 74 años se inauguró el campo y la Tribuna, y así hasta hoy.

La identificación del club con su ciudad es un valor fuera de toda duda. Igual más significativo para los mirandeses que vivimos fuera, seas un loco del fútbol o no. Da lo mismo, pienso que igual lo viven los residentes junto al Ebro.

En estos momentos, y otros, el buen hacer del club, con sus éxitos deportivos ( estar en la Segunda División ya lo es ) y económicos ( sin una buena economía, una ciudad con esta población es impensable estar en esta categoría) es absoluta pulsión para la ciudad. No es solo orgullo, es riqueza, compromiso, es pura energía. Son valores que producen hacienda.

El Ayuntamiento ha acogido con mucho cariño e ímpetu, en muchos actos al que ha invitado, parte de algunas reflexiones del antiguo alcalde de Bilbao, Ibon Areso.

En ellas se hablaba de esa necesaria confluencia para el desarrollo de una ciudad, la comunión entre lo público y lo privado. Sin ello no es posible avanzar. El Club Deportivo Mirandés, el CSD, la Junta y la Diputación de Burgos puede que estén por ello o a través de otras fórmulas... El ciudadano mirandés seguro que está por ello. Pues eso, a intentar llevar a cabo las buenas reflexiones, querido Ayuntamiento.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios