El técnico del Mirandés festejó con la afición la continuidad en Segunda y se unió al saludo final entre la plantilla y la hinchada rojilla. / Avelino Gómez

«Es hora de celebrar la permanencia»

Etxeberria aseguró que «nunca he tenido la sensación de poder descender, por lo que veo en el día a día y por el compromiso de todos»

ÁNHEL GARRAZA

«Es hora de celebrarlo. Las cosas hay que pelearlas para conseguirlas, pero una vez conseguidas hay que celebrarlas». Joseba Etxeberria exteriorizó su satisfacción por el juego desplegado por el Mirandés ante el Ibiza, por la goleada y por certificar la permanencia.

«Por fin hemos conseguido el objetivo y con contundencia», apuntó el entrenador rojillo. «Después de ganar el derbi con el Burgos parecía que estaba todo hecho, pero es que si no te mentalizas, en esta categoría no ganas».

Tras cuatro derrotas consecutivas, ¿ha temido que se complicara el objetivo? Etxeberria no dudó en su respuesta: «No, nunca he tenido la sensación de que fuéramos a descender. Por lo que veo en el día a día, mandan los resultados, sí, pero para conseguirlos necesitas ver el trabajo diario. En este mes que hemos perdido cuatro partidos consecutivos, la gente estaba a tope y más pronto que tarde sabía que iba a salir un partido como el de este domingo. El mérito es de los jugadores porque no es una situación fácil, pero su compromiso ha sido intachable, en especial la gente que juega poco. Nos han hecho mejores y ellos lo saben».

De tal manera que, por todo ello, se mostraba «contento por ver al equipo jugar así, incluso después de que ellos hayan entrado mejor al partido. Cuando hemos empezado a hilvanar juego, los jugadores se han soltado, han mostrado compromiso y contundencia. Incluso, hasta se puede hablar de un resultado corto. Me alegro por mucha gente y ahora, hay que seguir, a por los seis puntos que quedan tras una permanencia muy merecida».

Atenazados en el inicio

Considera que «la necesidad de tener que puntuar nos ha atenazado un poco al principio, cuando ellos han estado mejor en los primeros minutos. Después, hemos generado mucho, hemos apretado e incomodado al Ibiza, con muy buenas presiones. Sabíamos que el partido estaba en la profundidad y lo hemos interpretado muy bien, ya que hemos podido correr». Además, a la goleada, hay que sumar otro hecho relevante. El Mirandés no encajó. «Por fin hemos podido dejar la puerta a cero».

El choque arrancó con dos novedades significativas. En primer lugar, el portero Ramón Juan debutó en competición liguera en sustitución de Lizoain, y la segunda se focalizó en la banda derecha al jugar con doble lateral al participar Iago López y por delante de él Carreira. Algo que no se había visto nunca antes desde el pitido inicial. Tenía muy claro estos dos cambios. «El hecho de estar o no con la permanencia no nos ha alterado ni ha afectado. Era un día complicado y el nivel que han dado ha sido alto».

Acerca del estreno del cancerbero, significó que «estamos muy contentos con lo que vemos en los entrenamientos con los dos porteros. No acostumbro a cambiar la portería porque es una demarcación especial, pero sabía que cuando participara Ramón, nos iba a dar resultado, como se ha visto. Su insistencia le ha permitido trabajar muy bien. Después de tanto tiempo sin jugar, hemos visto el nivel que tiene».

Respecto a los dos jugadores que se ubicaron en la banda derecha, confesó que «no me gusta empezar con doble lateral. Quizás sí acabar, pero entendíamos que si metíamos a 'Carre' por dentro nos podía aportar mucho. Se han compenetrado muy bien. Iago ha estado bien, sobre todo en defensa y 'Carre' nos ha dado profundidad. Contentos por el trabajo de todos».