Mel: «Todos nos teníamos que haber quitado en el minuto 20»

ÁNGEL GARRAZA

El entrenador del Las Palmas, Pepe Mel, reconoció la superioridad del Mirandés sobre un terreno de juego que continúa siendo maldito para sus intereses. No se escondió en la rueda de prensa. Se mostró frustrado porque «me da pena por la gente, la afición y los jugadores. El plan de entrenador no ha salido, no ha funcionado y ha sido el equivocado. El principal responsable de que todo haya salido al revés soy yo», indicó el míster madrileño minutos después de caer, otra vez, en esta ocasión por 4-2 en Anduva.

«Soy el responsable de que hayamos estado corriendo toda la primera parte por detrás de las camisetas rojillas. En ese tiempo se nos fue el partido. Cuando les das tantas ventajas a tus rivales es imposible ganar», lamentó Mel en la sala de prensa del Municipal.

Considera que lo ocurrido en Miranda había sido una cura de humildad. «Esta derrota nos ha devuelto a la realidad. Esto es Segunda División y si pensamos que aquí ganamos por el nombre y el apellido, estamos muy equivocados. Hay seis puestos para 15 equipos, que son los que van a luchar por meterse en el 'play off' de ascenso. Este año no está el Espanyol y está todo muy igualado en la categoría. No sobresale nadie y eso hay que tenerlo siempre en cuenta».

Fue más allá al indicar que «hemos tardado mucho tiempo en darnos cuenta de que teníamos que estar encima de Meseguer. Y cuando nos hemos dado cuenta, todos lo han hecho mal. Solo uno, y es delantero, al final, que se ha puesto con él, lo ha hecho mejor», aseguró al alabar la aportación del murciano, que manejó la medular a su antojo.

«Era para habernos quitado y para habernos cambiado a todos en el minuto 20. No he podido hacerlo con los once, pero es que tenía que haber sido así. La verdad es que esperaba un partido más incierto, pero con 3-1 al descanso era muy difícil. Se ha equivocado el entrenador», remarcó antes de matizar que «nos tiene que dar igual quién es el rival. El Mirandés es igual que el Girona y el Huesca. Este año todos están muy parejos», concluyó.