El dinero será destinado a un nuevo proyecto de la asociación especializada en enfermedades mentales. / E. C.

Gran gesto solidario de Jóvenes Jabatos

La peña rojilla ha donado la recaudación de su cesta navideña, 1.601 euros, a la asociación Salud Mental Miranda

TONI CABALLERO

La Navidad, ese periodo de tiempo en el que las personas redoblan su empatía y los actos solidarios se multiplican por los diferentes estamentos sociales, ha vuelto a dejar un maravilloso gesto de fraternidad en Miranda. La peña mirandesista Jóvenes Jabatos ha decidido destinar la recaudación de la venta de las papeletas de su cesta navideña, un total de 1.601,65 euros, a la asociación Salud Mental Miranda.

Acudieron al acto de entrega del cheque el secretario de la pena, Héctor Adrián, así como el coordinador de la asociación encargada de ayudar a personas con diferentes enfermedades mentales. El Plan B, sede de Jóvenes Jabatos y Komando Kemando, acogió la revisión de las cuentas tras la venta de la primera cesta solidaria.

«Se vendieron 5.000 papeletas al precio de 50 céntimos cada una, con lo que obtuvimos 2.500 euros. Destinamos todo lo resultante, una vez descontados varios gastos de la cesta, a Salud Mental. La gran mayoría de los objetos que la constituían fueron regalos y donaciones de empresas o comercios, hemos tenido mucha suerte con el tema donaciones. Luego se gastaron casi 900 euros en terminar de completarla, por lo que nos ha quedado 1.601 euros para la asociación», argumenta Héctor Adrián, secretario de los Jabatos.

Los peñistas aprovecharon la entrega del cheque para agradecer a la ciudadanía mirandesa, en general, y a los diferentes colaboradores de la cesta, en particular. «Esto no hubiese sido posible sin la impresionante colaboración de establecimientos, negocios y amigos de la ciudad. Pero por supuesto, tampoco sin la voluntad de cada una de las personas que han participado comprando papeletas. Miranda, una vez más, ha demostrado su compromiso».

Por otra parte, Jóvenes Jabatos se decidió por Salud Mental después de barajar varias opciones, «siempre de corte social y sin animo de lucro». Dentro del escenario planteado por la pandemia de la Covid-19, en el que «todo el mundo ha sufrido, pero especialmente se han agravado los problemas mentales», la peña rojilla optó por una asociación que se encarga de las personas con enfermedades mentales, ya que «es uno de los focos que requieren más inversión económica tanto publica como privada».

Una vez decidido el destino de la recaudación, el coordinador de Salud Mental Miranda, Sergio Bujo, les confirmó que el dinero sufragará parte de un nuevo proyecto que girará en torno a «delegaciones de salud mental, de forma itinerante, por los pueblos cercanos a Miranda. Todo ello para tratar de atajar problemas de salud mental en zonas un poco más rurales que no tienen un acceso tan a mano como en Miranda. Acercar esta ayuda profesional a pueblos más pequeños».

Por último, a nivel deportivo, desde Jóvenes Jabatos se confiesa que la vuelta a los estadios está siendo dificultosa por todas las medidas sanitarias que «son un incordio aunque sabemos que es necesario cumplirlas». Una de estas directrices apunta a la entrada de un solo un megáfono en todo el fondo de animación. «Es un perjuicio para todo el fondo de animación, no somos solo una peña, somos varias. Siempre hemos tenido un megáfono por cada peña, estamos deseando que cambie la situación».

En cuanto a la marcha del equipo, sólo esperan que los Reyes Magos traigan regalos en fuerza de refuerzos, «sobretodo en la zaga», para un equipo que está sufriendo mucho.