García Pimienta quiere ganar al Mirandés «no por revancha sino por lo que nos jugamos»

A. G.

Escoció en Las Palmas el 4-2 que se llevó el cuadro canario tras el partido de la primera vuelta en Anduva. Sin embargo, su actual entrenador, Francisco Javier García Pimienta, no pretende vencer esta noche por revancha, sino por seguir con opciones para meterse en el 'play off'. «El partido de la primera vuelta lo vamos a dejar de lado porque fue hace mucho tiempo. Vamos a ir a ganar por lo que nos jugamos y por lo que tenemos todavía por delante».

El extécnico de la cantera del Barcelona espera un encuentro «muy exigente». En su análisis del equipo de Miranda emplea los mismos argumentos que los utilizados por sus homólogos cuando se miden al conjunto rojillo. «Son jóvenes con mucho talento, está salvado, seguro, pero va a intentar ganar porque tienen ambición. Lo comparo con un filial, pero con más experiencia porque ya han debutado en el fútbol profesional y muchos de ellos jugarán en sus equipos de procedencia la próxima temporada. Será un encuentro de máxima exigencia».

No obstante, apunta que «se tiene que notar y se tiene que ver que nos jugamos mucho», toda vez que da al Mirandés como equipo de Segunda División la campaña que viene por mucho que las matemáticas aún no lo certifiquen.

Las Palmas no depende de sí mismo para acabar la liga entre los seis primeros clasificados. A cinco puntos del Oviedo, sexto, necesita ganar y que pinchen sus adversarios (tiene por delante a la Ponferradina, séptimo). A pesar de ello, el barcelonés quiere que los suyos se centren en solventar su encuentro. «Vamos a ir a por lo nuestro, porque lo de los demás no lo podemos controlar. Pensar en nosotros, en ganar y luego, ya veremos qué pasa con los resultados que se den el fin de semana».

Tras apelar al apoyo de su público y confiar en que «esta noche acudan los casi 11.000 que vinieron el viernes pasado y, si es posible, que convenzan a más, amigos, familiares... porque juntos somos más fuertes para afrontar lo que tenemos por delante», lamentó la baja de última hora de Saúl Coco.

El defensa internacional ecuatoguineano sufre una fractura glenoidea en el hombro derecho, lo que le impedirá jugar hoy. «Que se recupere bien, no vamos a forzar ni a correr con el jugador». Se había hecho con un puesto en el once inicial desde el mes de febrero.