El exrojillo Djouahra asciende al primer equipo de la Real

ÁNGEL GARRAZA

Näis Djouahra perteneció la temporada pasada al Mirandés en calidad de cedido por la Real Sociedad. En el equipo de Anduva demostró su fútbol eléctrico, que posibilitó algún gol de bella factura. Empezó el presente curso en las filas del Sanse, el filial del conjunto donostiarra que esta campaña es rival de los rojillos al competir en Segunda División y, a partir de ahora y al menos hasta el mes de junio, será jugador de la primera plantilla para cubrir la baja del lesionado de larga duración Barrenetxea.

Es la apuesta que tienen en San Sebastián porque el club donostiarra dará al francés la alternativa en lo que queda de competición con el propósito de que demuestre sus condiciones en la segunda parte del curso, cuando el entrenador de la primera plantilla, Imanol Alguacil, necesite echar mano de un extremo desequilibrante en banda.

A sus 22 años recién cumplidos, se trata de un futbolista con unas condiciones aún por explotar. De hecho, en el equipo rojillo no las exteriorizó el pasado curso con la asiduidad deseada por todos. Aun así, exhibió un regate eléctrico y velocidad para buscar la portería contraria. Imanol ya le ha utilizado en cuatro partidos, obteniendo buena nota en los dos de Copa ante el Pulido, contra el que marcó, y el Zamora, en los que disfrutó de bastantes minutos.

Antes de recalar en el equipo de Anduva, en la campaña 19/20 Imanol ya le utilizó en el tramo final de la temporada contra el Granada en Anoeta, partido en el que dio una asistencia de gol a Oyarzabal. Tiene contrato hasta 2023 con la entidad txuri urdin.

Djouahra disputó hasta el pasado mes de junio un total de 28 partidos con la elástica mirandesista (uno de ellos de Copa ante Las Rozas); la mitad de ellos los jugó como titular. Acumuló 1.382 minutos y logró cuatro goles ante Girona, Fuenlabrada, Mallorca y Oviedo.

Tras militar en el Sanse y tener participación en la Copa con el primer equipo, formará parte de las convocatorias en la elite.