A la espera de que llegue el ceutí Aunar y de la resonancia la próxima semana a Gelabert

Á. G.

Martín Calderón es el primer refuerzo del Mirandés a mitad de temporada, pero no va a ser el último. Aragón confirmó que la llegada del jerezano no impedirá la posible presencia de otro centrocampista que tiene en la agenda: Anuar Tahami, mediocentro del Valladolid, con cualidades diferentes a las del recién llegado.

«Son dos jugadores distintos, son opciones muy compatibles y para nada está cerrada la opción de Anuar. Es un jugador al que conozco desde hace muchísimos años. Es uno de los que puede venir, aunque no nos gusta ir pregonando los fichajes hasta que no estén firmados porque eso no nos beneficia. Al contrario, nos perjudica».

Mientras tanto, se está a la espera de conocer el alcance real de la lesión que sufre Gelabert en la rodilla izquierda. Es seguro que permanecerá unas semanas de baja como consecuencia de otro contratiempo más que sufre el '7' rojillo esta temporada. Un futbolista que no levanta cabeza y que ha permanecido más tiempo en el 'dique seco' que disponible. Ahora, con una dolencia que sufrió durante el choque ante el Rayo.

El jugador será sometido a una exploración más profunda a lo largo de la próxima semana para esclarecer el alcance de la lesión. El parte médico se publicará una vez se realicen todas las pruebas. «Hemos tenido la desgracia de la lesión de César. Veremos qué valoraciones hacen los médicos para saber cuánto tiempo va a tener», añadió el director deportivo.