El equipo rojillo gana por 2-3 al Barakaldo

Miguel Díaz celebra su gol. /Bollou
Miguel Díaz celebra su gol. / Bollou

Melli, Matheus y Miguel Díaz lograron los tres tantos del Mirandés en el partido de ida de los octavos de final de la Copa Federación, que se disputó en Lasesarre

E. C.

El Mirandés continúa por el camino que tiene marcado en la Liga. También en los partidos correspondientes a la Copa Federación sale victorioso y mantiene su impecable trayectoria de los últimos meses. Ayer venció al Barakaldo por 2 a 3, después de ponerse con un favorable 0-2, de que los locales empataran y de que Miguel Díaz hiciera el tanto definitivo en la recta final. Los de Jiménez lo tienen todo a favor para pasar a los cuartos de final del torneo cuya segunda cita tendrá lugar dentro de dos semanas en Anduva.

Ambos conjuntos, tal y como habían adelantado con anterioridad sus respectivos entrenadores, jugaron con futbolistas menos habituales. Guillermo; Riki, Melli, Prieto, Irazabal; Rúper, Cerrajería, Miguel Díaz, Ernest, Zunzunegui y Matheus fue el once inicial que puso en liza Borja Jiménez en Lasesarre, estadio que registró una pobre entrada. Dos jugadores del filial y nueve de la primera plantilla que menos minutos acumulan en los últimos partidos integraron el bando mirandesista. Por parte local empezaron Marc, Raúl, Arencibia, Carles Marc, Eneko; Sergio García, Carreras, Barbosa, Jurgi, De Paula y Sarkic.

Pronto se desnivelaron las tablas en el marcador porque en el segundo minuto Melli adelantaba ya al Mirandés. La efectividad de los visitantes iba a quedar patente con el segundo tanto, que logró Matheus cuando no se habían cumplido aún los diez minutos de juego.

El brasileño, de esta forma, se reivindicaba con un tanto después de que solo haya entrenado un día, el martes, con el equipo tras partir de vacaciones el día 22 de diciembre y no regresar hasta este pasado lunes por un problema de índole familiar.

Acto seguido, los vizcaínos pasaron a dominar el encuentro con Jurgi como hombre más incisivo al disparar en varias ocasiones a la meta defendida por Guillermo. El duelo se dirigía al descanso cuando Riki, en propia puerta, hizo el tanto de los gualdinegros en el minuto 40. Con el 1-2 favorable a los de verde se fueron todos a los vestuarios.

El segundo comenzó con un cambio: Matheus, con escasa preparación en 2019, dejó su sitio a Jonay, el tercer canterano que milita en el líder de la Regional Aficionados de Castilla y León que entraba en juego en tierras vizcaínas. Al cuarto de hora llegó el segundo gol del cuadro fabril, obra de Oliver, que empataba un partido que empezó con 0-2 para el Mirandés en los primeros diez minutos.

Manel, Aritz y Ferreiroa entraron después por el Barakaldo mientras Rodri sustituía a Cerrajería – fue aplaudido por los aficionados locales, que recuerdan a su paisano y su paso por Lasesarre hasta que recaló en verano en Miranda– y el ritmo fue decayendo.

Todo parecía encaminado a que se repitiera el 2-2 con el que el Mirandés saldó sus dos anteriores compromisos ante la Arandina en la Copa Federación, pero en el minuto 87 Miguel Díaz deshizo la igualada al lograr el tercer tanto de los rojillos.

El futbolista cedido por Osasuna jugó todo el partido y aprovechó la oportunidad para poner del lado mirandesista la eliminatoria de un torneo que engloba a equipos de Segunda B y Tercera. Así finalizó una contienda que tendrá su continuación dentro de quince días en el césped de Anduva.