Gelabert en el partido del lunes ante el Cartagena en Anduva,. / Avelino Gómez

César Gelabert vuelve a la titularidad 319 días después

A. G.

Es una de las notas positivas de las últimas semanas: el regreso de Gelabert a la competición oficial. Se ha incorporado de forma progresiva, hasta que en la noche de este pasado lunes entró en el once inicial. Lo hizo después de 319 días, desde que se lesionó la tarde de Reyes ante el Rayo Vallecano no empezaba un partido de competición oficial.

La temida rotura del ligamento cruzado se lo ha impedido. Han sido más de diez meses en el dique seco, entre operación, recuperación y puesta a punto, pero ya el domingo 30 de octubre empezó a ver la luz al final del túnel. Reapareció en el estadio Anxo Carro de Lugo, donde jugó los últimos 28 minutos de ese encuentro. Ya comenzó a dejar destellos de su clase.

Y es que en los 'ratos' que ha jugado desde entonces y en el partido ante el Cartagena ha exhibido una imagen muy distinta de la que ofreció al principio del curso pasado, antes de que se lesionara gravemente. Por aquel entonces, aparecía y desaparecía del equipo, carecía de regularidad.

Sin embargo, en su vuelta ha mostrado regresar con aires renovados. De tal manera que es uno de los destacados del equipo mirandesista. Gran parte del fútbol ofensivo del Mirandés pasa por sus botas, como quedó de manifiesto en el choque del lunes.

Todavía le falta para llegar a alcanzar su mejor nivel, principalmente en cuanto a ritmo pero mientras, va aumentando su confianza a medida que transcurren las jornadas.

Frente al Tenerife se incorporó también al final, para jugar 27 minutos. Contra el Ibiza, casi un tiempo completo, 44; en la Copa no estuvo presente porque al tratarse de césped artificial lo más aconsejable y prudente era que no participase y esta semana, ha recuperado la titularidad para disputar casi todo el tiempo.

Son cuatro partidos en los que, casualidad o no, el Mirandés no ha perdido. Las dos buenas noticias han llegado de la mano. «César es un jugador especial, cada vez que el balón pasa por sus pies mejora la jugada. Tiene ese don del talento», afirmó Joseba Etxeberria, su actual entrenador, tras ganar al equipo albinegro.

«Después de tanto tiempo parado, va a seguir adquiriendo una forma física cada vez mejor. Es una gran alegría verle jugar, tiene capacidad de conducción, de enseñar el balón, de esconderlo y eso, para un entrenador, es oro puro. Me alegro mucho por él porque ha trabajado muy duro para tener esos minutos».

Jugador de talento

El elgoibarrés subraya que «sabíamos que esa incorporación tenía que ser paulatinamente porque han sido muchos meses, ya ha jugado de inicio, ha jugado un partidazo ante el Cartagena y seguro que va a ir a más. Es un jugador de mucho talento, destinado a marcar diferencias en esta categoría». A buen seguro que el conjunto le vendrá bien la aportación del mejor Gelabert.