Jugó cedido en el Wigem de la Primera División holandesa la pasada temporada tras pertenecer al Milan. / Wilem

El central griego Nikos Michelis se suma al Mirandés para las tres próximas temporadas

El joven defensa zurdo, de 21 años, cierra su etapa en el AC Milan y firma con el club rojillo hasta el año 2025

ÁNGEL GARRAZA

El Mirandés hizo oficial en menos de un día la contratación de dos defensas centrales. Si el viernes por la tarde confirmó la llegada de Barbu, procedente del Alcorcón, para las próximas tres temporadas, por el mismo periodo de tiempo se ha hecho con otro jugador para el eje de la zaga. El griego Nikos Michelis firmó un nuevo contrato con la entidad rojilla hasta el año 2025 antes de entrenar el a las órdenes de Joseba Etxeberria, en una sesión que se llevó a cabo a puerta cerrada como último ensayo antes de recibir al Athletic en Anduva.

«El Club Deportivo Mirandés y Nikos Michelis han llegado a un acuerdo para que el joven defensa griego vista la camiseta del conjunto jabato las tres próximas temporadas. Michelis llega libre tras su última campaña cedido en el Willem II holandés –en Primera División– y tras haber pertenecido al AC Milan».

Michelis tiene 21 años. Se mueve en los parámetros que sigue el club en cuanto a proyección de jóvenes efectivos. Es un central zurdo de gran estatura, 1,92 metros, que puede jugar en ambos perfiles del centro de la defensa, tanto en la izquierda, a pierna natural, como en la derecha. Pese a su envergadura, Michelis es un central rápido, capaz de jugar en defensas adelantadas, mientras que con la posesión le gusta salir jugando desde atrás ofreciendo salida de balón, tal y como señalan sobre el nuevo efectivo mirandesista desde la sede de Francisco Cantera.

Vamos, que a priori responde a la perfección a lo que busca el cuerpo técnico. Un defensor rápido, con capacidad de correr hacia atrás, de altura para manejar situaciones donde predomine el balón aéreo, otra de las cualidades que se les pide a este tipo de futbolistas en una demarcación tan específica, y que, a su vez, tenga una aseada circulación de pelota para satisfacer las necesidades de un Mirandés al que se le supone, una campaña más, su buen gusto por el juego y el trato de balón. El hecho de contar con jóvenes jugadores, de proyección, acerca todavía más el equipo a esa idea.

El griego recaló en la estructura del AC Milan en la temporada 2019/20. Con el conjunto italiano en la categoría sub-19 disputó un total de 47 partidos distribuidos en dos temporadas, mientras que el curso pasado jugó 13 encuentros cedido en el Willem II de la Primera División holandesa.

Cabe destacar también su trayectoria internacional. Michelis ha ido citado por el combinado nacional de su país en todas las categorías inferiores de Grecia: sub-18, sub-19 y sub-21. Precisamente, con la sub-21 intervino en tres encuentros de clasificación para el Europeo.

Tres centrales de altura

Una vez finalizada su etapa en Italia, probará en el fútbol español y lo hará en el Mirandés, donde ya se cuenta con la presencia de tres centrales. El técnico, al menos, podrá hoy disponer de más alternativas para esa demarcación después de que para el anterior amistoso disputado en Lezama solo contara con uno: Álex Martín.

Uno de los caballos de batalla que ha sufrido el bloque de Anduva en cursos anteriores ha sido el balón parado. En una zaga con escasos centímetros, la defensa del juego aéreo constituía todo un problema. Cada vez que había un córner, una falta lateral o un centro desde los costados el peligro era real. Es algo que se quiere subsanar para seguir evolucionando y, en principio, se están poniendo las bases para ello.

Esta vez, se dispone de altura: Álex Martín mide 1,83, Barbu llega a 1,89 y Michelis alcanza los 1,92 metros.