Borrar
Podría volver a contar LIsci con Ilyas que lleva dos partidos sin tener minutos. Avelino Gómez
Buen escenario para que el Mirandés se reivindique

Buen escenario para que el Mirandés se reivindique

Dice Lisci que el Mirandés tendrá que saber «gestionar desde la tranquilidad los arreones del rival»

María Ángeles Crespo

Domingo, 8 de octubre 2023, 00:01

Necesitas ser suscriptor para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

«Va a ser bastante difícil que acertéis con la alineación, sí», apuntó Alessio Lisci durante su comparecencia después del último entrenamiento previo al duelo que esta tarde enfrentará en el complicado Zorrilla al Mirandés contra el Valladolid. Ha sido una semana cargada de partidos y por lo tanto no habrá que extrañarse por las rotaciones «haremos cambios por que hay jugadores que no están para disputar los noventa minutos, así que los aprovecharemos para que salgan en la segunda parte». Va a ser por lo tanto hoy muy importante la aportación no sólo de los que formen el 'once' inicial, sino también de los que en algún momento del partido salgan desde el banquillo.

La situación con la que se enfrenta el Mirandés es muy similar a la que se dio hace tres jornadas tras caer en casa frente al Leganés «todos nos consideraban carne de cañón», decía el míster, y en la visita a Zaragoza los rojillos desbancaron al que en ese momento ejercía como líder de la categoría.

Hoy enfrente va a tener el Mirandés a un Valladolid que parece que ya ha encontrado la dinámica de la Segunda División y está empezando a mostrar que es, como podía preverse uno de los más firmes candidatos a lograr el ascenso. Eso sí, e conjunto rojillo pese a que todavía no ha ganado nunca a los blanquiviolestas en su feudo, acude dispuesto a romper las estadística, que para eso están. «Igual que ganamos en Zaragoza podemos hacerlo en Valladolid», argumenta el entrenador que tiene muy claro que el de esta tarde va a ser un partido de «momentos»; alguno de ellos de sufrir «y ahí es donde se verá si somos capaces de sacar puntos o no».

Los rojillos no van a poder permitirse ni un momento de respiro porque enfrente tendrán un conjunto con recursos y opciones para llevar el partido a su terreno.

Por eso es por lo que insiste el técnico romano en que el equipo tendrá que saber gestionar, desde la tranquilidad, los arreones del rival. Tendremos que dejarlo todo para defender nuestra portería y luego vendrán seguramente nuestros momentos».

Esa insistencia en que hay que trabajar en la zaga es algo que se hace evidente dado el modo en el que se están desarrollando los partidos. El Mirandés marca, pero recibe demasiado goles y eso es lo que está penalizando a un equipo que sin jugar mal no acaba de dar con la tecla para mantener una regularidad y, tras las victorias mantener la misma línea.

Se han producido errores, no puede ocultarse que es así, y dice el míster que de ellos también hay que sacar algo positivo. «Estamos buscando nuestra identidad sobre todo para alcanzar el equilibrio. Cada día damos un pasito más a base de errores que nos sirven para aprender».

Habrá que confiar en que los cometidos en la última cita competitiva hayan servido para afrontar el complicado compromiso de hoy con confianza. El escenario es inmejorable para que los rojillos intenten reivindicarse y dar lo mejor de sí mismos para que, además de obtener un buen resultado que premie su trabajo, consigan dar un alegrón a los aficionados que hoy también estarán, en buen número rompiéndose la garganta para insuflar ánimo a los de Lisci.

«Lo vamos a intentar por nosotros, y por ellos porque es increíble cómo nos apoyan. Tenemos que agradecérselo y si lo hacemos con una victoria en Valladolid mucho mejor», zanjó.

Carlos Martín con la sub 21

Los día 13 y 17 de octubre la selección española sub 21 tiene compromisos ante Uzbekistán y Kazajistán, y entre los jugadores que podrán ser de la partida del seleccionador, Santi Denia, se encuentra el delantero del Mirandés Carlos Martín que, con sus cinco dianas es el máximo realizador del conjunto rojillo.

La llamada para formar parte del combinado nacional es la primera para el ariete del Mirandés y lo que va a implicar es que quien no podrá disponer de él será Alessio Lisci para el encuentro en el que el Mirandés recibirá al Tenerife el próximo día 14 de octubre.

El técnico del equipo de Anduva comentó ayer que «con todo lo bueno que les pase a los jugadores hay que estar contentos». Lo tenía muy claro el mister, pero también metió una puyita en relación con el modo en el que están organizadas las competiciones de la rojita.

«Creo que está un poco mal montado el calendario de las selecciones sub 21 porque, aunque no somos los únicos a los que esto nos repercute, crea problemas y cambia un poco la competición».

En cualquier caso argumentó Lisci que el Mirandés tiene plantilla de sobra como para solventar estas contingencias. «El día del Tenerife saldrá otro jugador y ya está, no pasa nada».

Reiteró que tanto él como el resto de la plantilla y todo el club «nos alegramos muchísimo por Carlos» y dijo que esta convocatoria del ariete mirandesista es «otra señal de que estamos haciendo algunas cosas muy bien tanto a nivel grupal como individual, porque si no, no pasan estas cosas. Si el equipo no va bien es muy difícil que haya reconocimientos individuales».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios