«Sí es un mes para acercarnos al objetivo»

El técnico del Mirandés, Borja Jiménez, durante el último encuentro disputado en Anduva ante el Gernika. /A. G.
El técnico del Mirandés, Borja Jiménez, durante el último encuentro disputado en Anduva ante el Gernika. / A. G.

El entrenador rojillo mantiene que «somos el Mirandés y tenemos capacidad para ganar los cuatro partidos que nos restan de este año»

ÁNGEL GARRAZA

Arranca un mes, el último de 2018, con las esperanzas puestas en el despegue del Mirandés o, al menos, en su asentamiento en la zona noble de la tabla, en la que se ha ubicado en las últimas semanas para moverse entre la segunda, tercera y cuarta plaza del Grupo II y con mínimas diferencias respecto a otros cinco adversarios que se sitúan fuera de las posiciones de 'play off'. Restan cuatro partidos por delante antes de Navidad que resultarán claves para el devenir del equipo y para comprobar qué camino coge y debe emprender en 2019, en la segunda vuelta.

Y así lo entiende el entrenador del Mirandés, Borja Jiménez. «Tenemos cuatro partidos antes de marcharnos de vacaciones, tres son ante filiales (Oviedo B, Real Sociedad B y Vitoria) fuera de casa y el que nos queda, en nuestro campo ante un rival directo (UDLogroñés). Va a ser un mes complicado, seguro, y sí es posible que nos acerque a la puntuación que queremos conseguir para encarar, después, un mes de enero con tres partidos como local. Antes de irnos de vacaciones, la intención es irte con buenas sensaciones y estar lo más arriba posible en cuanto a puntuación. Va a ser un reto muy bonito desde el primer partido que tenemos ya, el de este domingo».

Es evidente que el deseo es sumar los 12 puntos en estas cuatro últimas comparecencias de 2018. En definitiva, puntualiza el técnico rojillo, «lo que pretendemos es acercarnos ya a esa mitad de puntos necesarios para ser campeón, que normalmente son, al final, 76, 74, 72, según el grupo...».

Además, Jiménez no pasa por alto que «en la segunda vuelta vamos a tener más partidos en casa, lo que siempre es positivo y enero va a ser, en este sentido, muy importante». De tal manera que todo lo que se sume en diciembre, además de insuflar tremendas dosis de moral al colectivo, será bienvenido para encarar con garantías y en una buena posición el futuro más cercano. «Somos el Mirandés, queremos sumar todos los puntos que nos quedan este año y ganar los cuatro partidos porque tenemos capacidad para hacerlo, pero siendo conscientes de que enfrente habrá un rival que tendrá las mismas intenciones».

El Mirandés ha competido ante conjuntos ubicados en la parte alta de la tabla y el que estará mañana al otro lado del campo lo es. Es una circunstancia, enfrentarte a un rival directo, que al jugador «siempre le motiva de una forma extra. Ante el Racing se compitió, contra el Barakaldo merecimos más que un empate, frente al Bilbao Athletic hicimos buenos números... tenemos muchas esperanzas puestas para este domingo por cómo vemos trabajar al grupo», indica al respecto el preparador abulense.

La clasificación actual arroja una primera mitad de tabla con escasas diferencias entre los equipos, un hecho que se da principalmente entre el segundo y el décimo aunque cualquier traspié del Racing puede reenganchar a sus perseguidores a la pelea por el campeonato. Acerca de si intuye que esas escasas distancias van a ser un denominador común hasta el final o a medida que transcurran las jornadas habrá una mayor separación desea que «ojalá la haya y nosotros estemos en el corte bueno, pero es verdad que, hasta ahora, está todo muy igualado».

Cita «desde Calahorra, Arenas, Leioa, por detrás a una Real Sociedad B que me parece uno de los mejores equipos, el Athletic... hay tantos equipos que es muy complicado jugar fuera de casa y ganar. Lo vemos incluso en Primera, que ya no es como antes, pero intuyo que va a ser una competición completamente distinta a la del año pasado, por la igualdad y por lo que he visto hasta ahora».

Es cierto –continúa– que «en las jornadas 8, 9, tenías en mente que alguno se acabara cayendo pero son equipos que si su objetivo es la salvación, ya han hecho la mitad del trabajo. Los que no tienen obligaciones y tanta responsabilidad, y lo digo por experiencia, eso te hace meterte, quitas muchos puntos y llegas a las últimas jornadas con opciones, así que creo que va a estar bastante igualado hasta el final».

 

Fotos

Vídeos