2.900 espectadores de media en 2018

La cita ante el Gernika, el día 13 de mayo, fue la que reunió a más público y con la que acabó la Liga 17/18. /Avelino Gómez
La cita ante el Gernika, el día 13 de mayo, fue la que reunió a más público y con la que acabó la Liga 17/18. / Avelino Gómez

Un total de 63.810 aficionados se congregaron este año en Anduva para presenciar 18 partidos de liga, dos de 'play off', uno de Copa y otra de la Copa Federación

ÁNGEL GARRAZA

La afición es el principal valor que tiene cualquier club porque, al fin y al cabo, sin público el fútbol perdería toda su esencia y, en este sentido, todavía más si se trata de uno con las características del Mirandés, muy apegado a una ciudad que, además, no es capital de provincia, con todo lo que eso supone a nivel de ayudas e incentivos. Anduva, en el año que hoy concluye, ha congregado a un total de 63.810 espectadores –siempre según los datos que facilita el club – para presenciar los 22 partidos de competiciones oficiales (se excluyen amistosos) que acogió desde el lejano ya día 7 de enero.

La media es de 2.900 personas en el Municipal. Como es lógico, tiene sus 'picos'. Más altos cuando llegan los encuentros decisivos de la fase de ascenso, cuando desde el club se adopta algún tipo de medida de carácter excepcional o si el visitante de turno es un rival que atrae público de su localidad dada la proximidad existente entre esa población y Miranda.

También se observa que a medida que avanza la competición en la Liga regular –pasó en algunos encuentros de la temporada pasada, ya en 2018 y se repite ahora– la afluencia al campo rojillo desciende. Ha habido partidos en los que apenas se ha superado una asistencia de 2.100, 2.200 personas. Pobre para lo que es Anduva y su hinchada.

Pero también ha sucedido frente a adversarios que, en teoría, arrastran mucha afición en sus desplazamientos a orillas del Ebro. Así, ante el Racing, actual líder, se dieron cita el pasado enero 4.125 espectadores. Pero en el último septiembre, ya en la actual campaña, solo se dieron cita 3.416; fueron 700 menos al haber menos hinchas del conjunto cántabro y, asimismo, del Mirandés.

Algo similar ocurrió con la visita de la UDLogroñés: 4.162 personas se juntaron en el mes de abril con motivo de la comparecencia del primer equipo riojano. Tan solo unos meses después, este 9 de diciembre, fueron mil menos –3.178– para presenciar el mismo partido. En ese momento, además, los de casa iban terceros y los blanquirrojos a un solo punto.

Desde La Rioja llegaron en esta ocasión 200, 300 menos (se presentaron unos 800) y el resto de la asistencia que falta son de aficionados locales.

El encuentro que posibilitó una mejor entrada sigue siendo, tras la primera parte de la actual campaña, el último de la anterior Liga ante el Gernika: 5.133 vieron cómo el Mirandés se proclamaba campeón de grupo, un premio que, finalmente, no sirvió para nada.

Al margen de que era el final del campeonato doméstico, el motivo de esta notable afluencia fue que desde la entidad rojilla se adoptó la medida de regalar hasta tres entradas a cada abonado, mientras que el resto pagaba solo 5 euros.

Unos 4.500 rojillos se dieron cita en la eliminatoria de campeones ante el Mallorca (otros 400 llegaron de la isla) y 4.000 frente al Extremadura (otros 350 viajaron desde Almendralejo) en las que fueron las mejores asistencias de este 2018 que ya agoniza.

La segunda mitad de año, la que corresponde a la actual temporada, ningún partido se ha aproximado a esas cifras. El que presentó más gente en las gradas fue el que midió al Mirandés con el Racing: 3.416. En el choque de la Liga porque días después se enfrentaron en el mismo escenario, pero ya en la Copa y se juntaron 900 menos.

La entrada más floja tuvo lugar este mes, el 5 de diciembre, en el duelo valedero para la Copa Federación. Fue ante la Arandina y se sumaron 1.372 espectadores, que se quedaron en la mitad cuando en una fría noche se llegó a la prórroga.

Solo 2.118 aficionados acudieron hasta la carretera de Anduva para seguir las evoluciones del Mirandés ante el Tudelano, en la que ha sido la más baja asistencia de la Liga hasta la fecha.

Este, curiosamente, fue el primer partido que en el presente curso ganó el equipo en casa después de cosechar cuatro igualadas consecutivas. De los 2.500 que se congregaron ante Barakaldo y Sporting B se ha descendido a esas cifras o a los 2.200 que vieron el choque frente al Amorebieta, que también se saldó con triunfo mirandesista.

39.142 hasta el mes de junio

Hasta junio de este año fueron 39.142 los asistentes a los doce encuentros que tuvieron lugar en la segunda mitad de la campaña anterior. Desde el primer día de septiembre han pasado por Anduva 24.668 en diez. Son 14.500 menos, pero hay que tener en cuenta que Anduva ha acogido dos partidos menos y que, de momento, no ha habido encuentros de 'play off', que llegarán a partir de mayo.

Además, en la segunda parte de 2018 se ha jugado uno de la Copa Federación, una competición que apenas despierta interés y que es utilizada por el cuerpo técnico para rodar jugadores con el propósito de darles los minutos de los que carecen en la Liga.

 

Fotos

Vídeos