«Sensaciones buenas» a falta de la llegada de más efectivos al equipo

Yanis salta ante un jugador rival en el amistoso disputado ayer en Ibaia. / H. MADARIAGA

Desde el club se destaca que el Mirandés mantuvo el tipo ante un Alavés que ganó 3-0; se nota la carencia de delanteros en una aún corta plantilla

ÁNGEL GARRAZA

El partido de entrenamiento que disputaron ayer el Mirandés y el Alavés en las instalaciones de Ibaia en Vitoria sirvió para sumar más minutos en la actual pretemporada, cambiar de escenario y jugar ante un rival, en este caso de superior categoria, en lugar de hacerlo entre los propios miembros de la plantilla. Tampoco dio para mucho más. De hecho, este ensayo tuvo lugar a puerta cerrada para público y medios de comunicación, que solo pudieron permanecer –los gráficos– durante quince minutos, así que la información sobre este bolo veraniego se debe ceñir a lo que se transmitió de manera oficial desde el club rojillo .

El resultado –lo menos importante– fue de 3-0 para el cuadro local gracias a los goles de Ibai Gómez en el minuto 44, por lo que el conjunto rojillo aún con la mitad del bloque por construir y plagado de futbolistas del filial mantuvo el tipo durante un primer periodo muy igualado; y de Santos en los minutos 52 y 90, que remató el duelo.

Limones en la portería, con Paris, Kijera, Andrés, Carri, Puerto, Albistegi, Igor Martínez, Borja, Yanis y Zunzunegui fueron de la partida desde el pitido inicial; tres jugadores del filial ante todo un Primera División, que formó con Pacheco; Vigaray, Duarte, Alexis, Sobrino, Katai, Ibai, Dani Torres, Manu, Enzo Zidane y Dieguez.

«Partido muy serio de los rojillos que acusaron la falta de efectivos ante un Alavés prácticamente al completo», se señala desde la entidad mirandesista. Es evidente que la carencia de delanteros, a día de hoy, merma la capacidad anotadora del bloque. Se cuenta con futbolistas que pueden actuar como media puntas o extremos, pero faltan jugadores de área. Ya se comprobó en el primer amistoso ante el Huarte, de Tercera División, cita ante la que los de Alfaro no pudieron perforar la meta contraria. Una historia que se repitió ayer.

La primera parte, de igualdad absoluta sobre el terreno de juego, solo se desequilibró en los minutos finales gracias a un gol de Ibai Gómez, muy activo en su banda izquierda intentando percutir por fuera y por dentro. El tanto llegó tras un centro servido desde la derecha. Por parte de los de Pablo Alfaro, Yanis volvió a ser de lo más activo en ataque junto a Igor Martínez, mientras que el defensa Israel Puerto se mostró muy sólido en los cortes y las disputas, tanto por bajo como en el juego aéreo. Con 1-0 se llegó al descanso.

El rival, más fresco

En la segunda mitad saltaron al terreno de juego Rúper y Jonay en sustitución de Paris e Igor Martínez. Algo más activos los locales en este arranque de segundo acto, no tardaron en anotar el segundo, a cargo del recién ingresado Santos, que puso el 2-0 en el minuto 52.

Fue una segunda mitad de más dominio para el Alavés, con jugadores mucho más frescos al efectuar 11 cambios en la segunda parte. Sin embargo, la fortaleza defensiva de los de Pablo Alfaro mantuvo la diferencia de dos goles hasta prácticamente el final del encuentro, ya que fue en el 90 cuando Santos marcó el tercero tras un pase en bandeja de Burgi, que dejó vendido al meta Sergio Pérez.

La plantilla entrenará esta mañana a las 9.30 horas en el campo 2 y la siguiente cita en forma de partido será este próximo sábado ante el Zaragoza en Anduva, a partir de las 19.30 horas.

Fotos

Vídeos