Rivada será baja ante el Amorebieta al contabilizar cinco tarjetas amarillas

Rivada será baja ante el Amorebieta al contabilizar cinco tarjetas amarillas

El central acumuló las cuatro anteriores en el Pontevedra; el Comité castiga al preparador físico del conjunto rojillo con un encuentro

Ángel Garraza
ÁNGEL GARRAZA

Una baja segura tiene Pablo Alfaro para recibir este domingo al Amorebieta, al margen de la dudas sobre el estado físico que presentan a estas alturas de semana algunos jugadores, principalmente Igor Martínez y Peláez, ambos con problemas musculares estas últimas jornadas. La ausencia será Bruno Rivada, el central que llegó al club en el mercado de invierno y que este pasado fin de semana recibió la quinta tarjeta amarilla del ciclo en Lasesarre.

Solo ha visto una con el equipo de Miranda. Las otras cuatro las arrastraba de su etapa en el anterior conjunto en el que militó: el Pontevedra. A pesar de cambiar de escuadra, las cartulinas se mantienen, lo que le obligará a perderse el duelo de Anduva contra el Amorebieta.

Llevaba dos choques consecutivos en el once inicial, en el perfil zurdo del eje de la defensa. «Será un futbolista importante», significó Pablo Alfaro la semana previa a su debut como efectivo rojillo ante el Vitoria. A partir de ahí, ha completado los 180 minutos. La amonestación en Barakaldo privará al gallego de ser de la partida en el tercer encuentro seguido que afronta el Mirandés.

Dejará, por lo tanto, su puesto a David Prieto o a Melli, los dos que habitualmente han alternado su presencia en ese costado del centro de la zaga. Si bien, el segundo no ha entrado en esta alternancia los últimos tres encuentros.

Tampoco podrá estar, en su caso, en el banquillo el preparador físico, Pablo de la Torre. Fue expulsado en el minuto 72 de la cita que jugaba el Mirandés en Barakaldo. «Retener el balón entre sus brazos cuando un jugador adversario se disponía a efectuar una puesta en juego, mientras se encontraba dirigiendo el calentamiento de sus jugadores suplentes al exterior de la línea de banda, llegando a encarase con dicho jugador». Ese fue el motivo expuesto en el acta arbitral por el colegiado asturiano Buergo Fernández.

También incluyó en el texto que De la Torre lo había hecho «sin llegar a insultos ni a amenazas» hacia los adversarios. De ahí que solo se le haya impuesto un partido de sanción por parte del Comité de Competición.

Más cartulinas ahora

El Mirandés, respecto al juego limpio, ha ido retrocediendo posiciones conforme avanza la segunda vuelta del campeonato. Los rojillos ven ahora más cartulinas que en el primer tramo de la competición. Se encuentran clasificados en el puesto 16. Han recibido 75 amarillas y tres rojas. Se da la circunstancia de que perciben casi las mismas en Anduva (37) que cuando juega lejos de Miranda (38).

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos