El Mirandés apuesta por la continuidad para encarar la próxima temporada en Segunda B

Pablo Alfaro acumula tres meses en Segunda y una temporada completa en Segunda B./Avelino Gómez
Pablo Alfaro acumula tres meses en Segunda y una temporada completa en Segunda B. / Avelino Gómez

El año de contrato que tiene Alfaro, la permanencia de Chema Aragón y, por ahora, de 12 futbolistas permiten al club seguir con el modelo de la última campaña

ÁNGEL GARRAZA

«Hemos hecho un temporadón y los errores en el 'play off' nos han penalizado mucho», afirma Pablo Alfaro, el entrenador del Mirandés, que entiende que «las decisiones hay que tomarlas rapidamente cuando acaban las temporadas porque hay dos puestos, muy importantes, en la planificación de los clubes, como son la dirección deportiva y el banquillo». Y los dos cargos los tiene, a día de hoy, cubiertos el club rojillo.

De entrada, el de técnico lo ocupa el aragonés, tal y como confirmó el presidente Alfredo de Miguel el lunes, 11 de junio, apenas dos días después de acabar la campaña tras la dolorosa eliminación cosechada en Anduva ante el Extremadura. El mandatario de la entidad mirandesista aseguró que le queda un año de contrato, que el de Zaragoza va a cumplir salvo sorpresa mayúscula en próximas fechas.

Alfaro continúa en Miranda estos días –las vacaciones escolares no se dan hasta este viernes– y dado que solo se ha producido la reconversión de Chema Aragón en director deportivo tras formar parte del organigrama técnico, estos puestos, los fundamentales, para confeccionar la próxima plantilla ya están asumidos por sus responsables.

Después de la marcha de Jesús Seba a Rusia para trabajar con Bélgica en el Mundial, De Miguel ha buscado en casa el sustituto del de Zaragoza. Aragón ya lleva un año en el club, aunque antes desempeñaba la labor de ojeador, y desde hace unas jornadas es el encargado de confeccionar el equipo de cara al ejercicio 2018/19. El segundo consecutivo en Segunda División B.

El Mirandés, por lo tanto, apuesta por la continuidad. Así lo demuestran los escasos movimientos que se han producido desde que se dio carpetazo a la temporada en cuanto a competición oficial.

Una vez que en el club se ha designado a los inquilinos de la dirección técnica, toca el turno de hacer una plantilla que volverá a tener el reto de ascender a Segunda División. Y por si quedaban dudas acerca de la continuidad que la cúpula del Mirandés pretende para la siguiente campaña, ya son doce los jugadores que seguirán en la disciplina rojilla.

Más de la mitad del elenco está formado. La idea es trabajar sobre el grupo que completó el curso que concluyó ante el conjunto de Almendralejo. Once futbolistas tienen contrato en vigor y a ellos se ha sumado, por ahora, el central David Prieto, renovado a sus 35 años. Alfaro también ha tenido que ver en esta decisión. «Hay mucho nivel en nuestros centrales», significó la última semana. Y, de hecho, los tres que arrancaron la campaña (además de Melli y Puerto) siguen en las filas rojillas.

Salvo que se registre alguna salida de futbolistas con contrato en vigor y ante el hecho de que Alfaro no es de la opinión de formar una plantilla amplia de futbolistas (en la última temporada no se completaron las 22 fichas) quedarían por llegar en torno a 8/9 efectivos.

Nada que ver con la confección prácticamente completa del equipo que se acometió hace un año al quedarse solo el meta Sergio Pérez, Kijera y Rúper.

Ahora, el bloque de efectivos más utilizados por Alfaro en la última temporada, se mantiene. Además del portero, los cinco defensas (los titulares), el pivote y capitán Rúper, uno de los fijos hasta la última parte del curso (Romero), el jugador desequilibrante por banda izquierda (Yanis) y los delanteros: Cervero y Pito Camacho. A ellos se suma Andrés del Olmo.

La continuidad también se observa en la plantilla, no solo en la dirección técnica. El Mirandés apuesta por mantener a los protagonistas de una campaña en la que acabaron como el equipo con más puntos de los 80 clubes de Segunda B, pero que cayeron eliminados dos veces en el 'play off'.

Tres eliminatorias perdidas

Tal es así que en cuanto a eliminatorias, el Mirandés no superó ninguna de la tres que disputó ante rivales, a priori, de un nivel similar al suyo: las dos de 'play off' ante Mallorca y Extremadura y la de Copa en Cartagena, donde cayó por 2-1 ante un adversario que se juega este próximo fin de semana el ascenso a la categoría de plata. Solo eliminó, en la edición copera, a la Peña Sport, escuadra ya de Tercera División.

A falta de que se produzcan más renovaciones (no se descarta que haya alguna más) y que comience el movimiento de fichajes, hasta ahora nulo ante la opinión pública, el club apuesta por la continuidad para encarar la temporada 18/19.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos