La mayor profesionalización con 12 personas en torno al cuerpo técnico

La mayor profesionalización con 12 personas en torno al cuerpo técnico

El Mirandés despide el año con el número más alto de su historia de trabajadores vinculados al área deportiva; el aumento es del 64% con respecto al curso 2014/15

Ángel Garraza
ÁNGEL GARRAZA

Nunca antes había contado el Mirandés con tanto personal en el área deportiva, en torno al cuerpo técnico. Son doce las personas relacionados con este estamento, el pilar sobre el que el club ha querido sustentar la plantilla que intentará recuperar la categoría perdida. Un director deportivo, un asistente técnico, el entrenador, el segundo técnico, el profesional que se dedica a preparar a los porteros, el preparador físico, dos fisioterapeutas, médica, delegado, dos utilleros, además de varios colaboradores distribuidos en otros grupos y comunidades integran un organigrama técnico en el que se ha confiado para retornar a la división de plata. Sin olvidar al coordinador del fútbol base y encargado del conjunto filial.

Desde el consejo de administración se especifica que «hemos hecho un esfuerzo importante en el cuerpo técnico; tenemos a doce personas trabajando y se ha incrementado un 64% con respecto a la histórica campaña 2014/15». Nunca se ha alcanzado ese nivel de profesionalización en la entidad rojilla.

De hecho, se ha pasado de un modelo en el que el anterior manager general era el que asumía varias funciones y descartaba disponer de ayudantes que trabajasen en diferentes materias a un sistema más profesional y repartido. Solo hay que ver los entrenamientos que se llevan a cabo ahora y los que se programaban hace un año. Nada que ver respecto a personal y distribución de tareas.

El gasto, evidentemente, es mayor, reflejado en los algo más de dos millones presupuestados para el primer equipo. Sin embargo, la salud económica de la que goza el Mirandés hace posible el aumento de personal. «Lo podemos afrontar sin problemas y sin desestabilizarnos», se apunta porque la apuesta es «fuerte» por volver a Segunda.

«Queremos, de verdad, recuperar la categoría perdida y, para ello, hemos dotado a la parcela deportiva de los mejores medios y de las personas adecuadas y competentes para desarrollar este trabajo. De momento, el resultado está siendo óptimo, espero poder felicitarnos todos de haber hecho esta gestión para llegar al ‘play off’ y después, intentar ascender», señala De Miguel.

Los dirigentes elogian la labor tanto deportiva como humana que se realiza en el cuerpo técnico. «Pablo Alfaro lo estaba realizando bien la temporada pasada pero le fue imposible remediarlo. Ahora, el equipo está arriba», concluye.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos