La hora de la verdad ha llegado

La hora de la verdad ha llegado

El Mirandés afronta el primer partido de la eliminatoria ante el Mallorca con la esperanza de dejar vivo el cruce y resolverlo en Anduva

Óscar Casado
ÓSCAR CASADO

Ya está aquí. La hora de la verdad ha llegado y el Mirandés se ha presentado donde quería: en la eliminatoria de los campeones de grupo para ascender a Segunda. El escenario será digno de la ocasión y el rival, el Mallorca, también, lo que suma si es posible alicientes para un partido (12.00 horas con la cámaras de beIN LaLiga, LaLigaTV y LaLiga 1/2/3 TV) que se vivirá en plena mañana del domingo de las fiestas de San Juan del Monte.

Esta coincidencia a buen seguro hará que el acompañamiento de la hinchada no sea el mismo en comparación con lo que hubiese supuesto en cualquier otro fin de semana del curso, pero los rojillos viajan con la idea clara de pelear en un encuentro en el que dejar la eliminatoria de cara para la vuelta es el objetivo. Un reto para tratar de aprovechar la vuelta en Anduva dentro de una semana, algo que se tiene que convertir en un punto a favor, con un buen resultado en la isla.

«Estoy muy convencido de que mi equipo va a dar la cara». Esta fue una de las frases que lanzó el técnico mirandesista, Pablo Alfaro, antes de coger el vuelo a Mallorca para vivir un encuentro hecho para los grandes. Rojillos y bermellones son dos de los conjuntos que cayeron la temporada pasada y solo por eso se les colgó el cartel de favoritos.

Ahora los dos tendrán que medir fuerzas y el primer asalto ya esta dispuesto. El cara a cara será entre dos conjuntos que han mostrado su potencial a lo largo de la temporada. El Mallorca ha estado más jornadas líder, ha recorrido una temporada más plácida y ha sido el equipo señalado por todos.

En frente, los rojillos también suman argumentos para no achantarse en Son Moix. Su camino ha sido más complicado, no ha mostrado la superioridad que a priori enseñó el Mallorca, pero ha terminado como el equipo con más puntos y más victorias de toda segunda B. A lo que hay que sumar la tensión competitiva exprimida hasta el duelo ante el Gernika.

Números, cifras y estadísticas que han sido mostradas por unos y otros para percatar o demostrar el potencial propio. Pero todo eso quedará irremediablemente atrás cuando el balón empiece a rodar hoy a medio día, cuando el momento esperado por los dos equipos durante toda la temporada comience.

Equipos reconocibles

Los dos llegan sin problemas de lesionados, lo que hará que cada uno de los técnicos pueda poner sobre el tapete lo mejor. De esta manera, el once rojillo de Pablo Alfaro se espera que sea el que ha venido utilizando en las últimas jornadas, aunque siempre puede haber sorpresas en el once, como una manera de despistar al rival con algún detalle.

De esta manera se espera que la portería esté ocupada por Limones, una de las armas del cuadro de Alfaro. En defensa los laterales son fijos, aunque Kijera se ha ejercitado al margen en alguna sesión de esta semana. Pero el de Hernani estará. En el centro de la zaga se espera que la pareja más utilizada en el tercio final sea la que se encargue del potencial ofensivo del Mallorca. Se trata de la dupla Prieto Melli.

En el centro del campo es donde puede haber más dudas. Teniendo en cuenta los precedentes, lo más seguro es que se trate de anclar esta zona con la experiencia de Rúper y la colocación de Undabarrena. La duda está en quién acompañará por delante a esta pareja en la media punta. Una posición que ha estado bailando toda la temporada y que en el esquema de Alfaro también aporta trabajo.

En este sentido, se puede tener en cuenta dos posibilidades. Que de enganche juegue Antonio Romero, como decidió Alfaro en el partido ante el Sporting B en El Molinón, o que el elegido sea Fernando Llorente, que jugó ahí ante la Real Sociedad B en Zubieta, en otro de los duelos decisivos de la temporada.

Los dos tienen sus argumentos en contra o favor. Romero ha sido una pieza importante y Llorente es el que ha venido jugando y cuenta con experiencia, por lo que la duda se resolverá cuando se conozca la alineación.

A partir de ahí todo parece más claro con Yanis por una banda, Borja por la otra y Diego Cervero en punta como el hombre gol del equipo y el señalado como el rival como el rojillo a vigilar.

Estas son las armas del Mirandés, pero el Mallorca también las tiene y algunas además son muy conocidas por parte de la afición de Anduva. Hasta eso ha deparado el Dios del fútbol porque en las filas del rival hay tres exrojillos y dos se perfilan como titulares.

Lago Junior se fue al Mallorca pagando la cláusula y es el jugador más desequilibraste, aunque una lesión menguó su gran temporada. Muy atento tendrá que estar Paris, aunque no será lo único a vigilar. En punta puede jugar el exrojillos Abdón Prats que ha marcado doce goles siendo el máximo goleador, seguido con ocho por Lago y Álex López, otro de los peligros que junto a Aridai completan su ataque.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos