El grupo de la portería a cero

El principal argumento para obtener puntos se cumple en el II de Segunda B porque hasta diez equipos reciben menos de un gol de media por partido

ÁNGEL GARRAZA

Es la máxima que más se repite por parte de los protagonistas, entrenadores y futbolistas, en las previas de los partidos que se disputan cada fin de semana. «Mantener la portería a cero es vital para sumar», se apunta de manera reiterada. Un argumento que intentan llevar a rajatabla todos los equipos, como así se comprueba al apreciar que la mitad presenta un dato que lo corrobora: hasta diez han encajado menos de un gol por encuentro de media en las primeras ocho jornadas.

Es el grupo, el que engloba a las escuadras ubicadas en el norte a excepción de las gallegas, en el que aparecen más participantes con este singular porcentaje. En los otros tres de Segunda B, se contabilizan menos. Así, en el I, solo figuran seis con ese balance defensivo; en el III, siete y en el IV, que es el que más se aproxima al II, un total de nueve escuadras reciben menos de un tanto por semana.

El II cuida más los aspectos defensivos a tenor de los datos. Y si no, que se lo digan al Burgos, el ejemplo más fehaciente de todo lo expuesto. Los de Patxi Salinas siguen sin encajar una sola diana tras disputarse 720 minutos de juego. Es el único club que puede presumir de ello en las tres primeras categorías del fútbol español.

Este bagaje le hace situarse en la tercera plaza de la clasificación porque si solo fuese por los tantos que ha logrado a favor ocuparía puestos de descenso a Tercera. Solo lleva cinco. Tal es así que únicamente tres rivales han obtenido menos en el mismo periodo de tiempo. Los dos colistas –la Peña Sport (1) y el Izarra (4)– así como el Caudal (3).

Se mantiene, sin embargo, a solo dos puntos de los rojillos gracias a su fortaleza atrás y a las intervenciones de su portero Saizar, el Zamora del fútbol nacional, que también ha salvado a su equipo en unos cuantos partidos con sus magníficas intervenciones.

El primer clasificado, el Mirandés, ha encajado cuatro. Uno cada dos duelos. Al igual que sucede con el Burgos, Limones, el meta mirandesista, se ha erigido en protagonista con sus destacadas actuaciones. Es otro que está dando puntos. Solo superan, con mejores números, al de Ciudad Real dos compañeros de demarcación: el burgalesista Saizar y el portero del Tudelano, Pagola.

El segundo en la tabla, el filial del Sporting, suma seis en contra, mientras que el último conjunto que ahora jugaría el ‘play off’ de ascenso a la categoría de plata, el Racing de Santander, ha retirado el balón del fondo de su portería en cinco ocasiones.

El segundo que menos ha encajado es el Tudelano. Solo tres ha recibido su cancerbero Pagola, lo que sitúa al bloque navarro en la sexta posición, a dos puntos de la promoción de ascenso y a seis de los de Alfaro. El Barakaldo, noveno en la clasificación, ha registrado 6 y el Bilbao Atletic, siete. Ambos se ubican en la mitad de la tabla. El Caudal (duodécimo) figura con solo seis dianas. Es lo que le permite estar en una situación un poco más desahogada (tampoco mucho) que los adversarios que se colocan por detrás en la clasificación porque solo ha perforado el marco contrario en tres ocasiones. Su óptimo balance defensivo es lo que le hace estar fuera de los puestos de descenso.

Si el análisis se extiende a los líderes del resto de grupos, el primero del I, el filial del Deportivo de La Coruña (el Fabril), ha recibido el mismo número de tantos que los rojillos: 4.

El Mallorca encabeza el III con los mejores registros de los primeros clasificados porque solo ha encajado dos, mientras que el líder del IV, el Granada B, ha visto cómo le marcaban cuatro veces en 8 jornadas, igual que a Mirandés y Fabril.

Fotos

Vídeos